Historia

Los emuladores de Nintendo 64

Los emuladores de Nintendo 64 están permitiendo en nuestros días disfrutar de aquellos juegos del pasado a esos aficionados a la consola que aún guardan nostalgia de los días felices. Así, es posible convertir las computadoras actuales en una especie de sucedáneo de la Nintendo 64, gracias a una serie de emuladores que recrean el universo que en su día hiciera triunfar a Nintendo.

Emuladores como Project64 v1.6 dejan al jugador acercarse al pasado. Y es que Internet permite en estos días al usuario descargarse cualquier tipo de cosa, y una de ellas son los emuladores. Es cierto que se puede jugar directamente a videojuegos de Nintendo en portales de la Red, pero los emuladores van más allá y hacen que el ordenador haga las funciones que lustros atrás hacía la Nintendo 64.

Mediante una serie de emuladores relativos a los diferentes juegos que queramos tener en nuestra computadora, Internet nos sumerge en el mundo de los videojuegos sin necesidad de insertar ningún cartucho. Lejos quedan ya los lamentos de esos fans de Nintendo 64 a los que, por el paso del tiempo y el desgaste de los años, se les había estropeado esa consola que habían cuidado con tanto mimo.

Los cartuchos con los años se han estropeado, los botones de los mandos han dejado de funcionar por el abusivo uso, las televisiones han dificultado que el cableado sea compatible… Frente a todas estas adversidades, los emuladores nos permiten, de una manera ágil y extremadamente fácil, volver a disfrutar de los míticos juegos de la infancia que pertenecían a la Nintendo 64.

Así, sólo basta con descargarse el emulador de Zelda Ocarina of Time para disfrutar de nuevo de lo mejor de Zelda, o hacerse con el emulador de Super Mario 64 para hartarse de teclear con la intención de salvar la vida de Mario y de rescatar de una vez por todas a nuestra amada princesa en el último castillo.

Standard